La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha iniciado una campaña titulada “Que No Medicalicen Tu Vida“.

La OCU muestra su firme adhesión al movimiento internacional Selling Sickness, que denuncia cómo ciertas empresas están consiguiendo medicalizar nuestra vida por una simple razón: ganar dinero con ello. Acceder a esta campaña